daily biblical sermons

ENGLISH VERSION »
¿CÓMO DEBO AMAR A MIS HERMANOS?
Fr. Steven Scherrer, MM, ThD
Homilía del viernes, 5ª semana de Pascua, 11 de mayo , 2012
Hch. 15, 22-31, Sal. 56, Juan 15, 12-17


"Nadie tiene mayor amor que este, que uno ponga su vida por sus amigos" (Juan 15, 13).


Esto es lo que Jesucristo hizo por nosotros. Puso su vida por nosotros. Y esto es el ejemplo que nosotros debemos seguir. Debemos poner nuestra vida por nuestros hermanos. Es decir, debemos amarlos como Cristo nos amó; y él nos amó al poner su vida por nosotros. "Este es mi mandamiento -dijo-: Que os améis unos a otros, como yo os he amado" (Juan 15, 12). Y dijo: "Un mandamiento nuevo os doy: Que os améis unos a otros; como yo os he amado, que también os améis unos a otros" (Juan 13, 34). Y san Juan dice: "En esto hemos conocido el amor, en que él puso su vida por nosotros; también nosotros debemos poner nuestras vidas por los hermanos" (1 Juan 3, 16). Jesús también dijo: "Pues si yo, el Señor y el Maestro, he lavado vuestros pies, vosotros también debéis lavaros los pies los unos a los otros" (Juan 13, 14). Su amor por nosotros es el ejemplo que debemos seguir. Él puso su vida por nosotros. Nosotros debemos hacer lo mismo, derramando nuestra vida por nuestros hermanos.


No podemos redimir a nuestros hermanos por nuestra muerte como Cristo nos redimió por su muerte, pero aun así debemos servir a nuestros hermanos con nuestra vida. Si mi trabajo es escribir sermones, por este medio puedo servir y amar a mis hermanos, predicándoles la palabra de vida, la palabra de Dios. Cristo murió por nosotros. Yo puedo anunciar a mis hermanos que en su muerte es nuestra vida, en su muerte es nuestra liberación, justificación iluminación, y salvación. Puedo darles a conocer a mis hermanos su muerte; y mis hermanos son cada persona que vive en este mundo.


Podemos también amar a los demás como Cristo nos amó, por nuestra oración. Como cristianos debemos unirnos a Dios por nuestra fe en Jesucristo, y entonces interceder por nuestros hermanos. Si soy sacerdote o religioso, viviré sólo para Dios de una manera radical; y si quiero ser un contemplativo, renunciaré a todos los placeres del mundo para tener un corazón completamente indiviso en mi amor por Dios. Renunciaré al matrimonio, a mi familia, a mi hogar, y a todos los placeres de este mundo, para vivir sólo para Dios y encontrar toda mi felicidad sólo en él, en la medida que esto es posible en esta vida. Esta es la vida más bendita, la vida que tiene la bendición céntupla (Mat. 19, 29). Y en este tipo de vida puedo rezar por mis hermanos y reflejar sobre ellos el amor de Dios en que yo vivo. Perdiendo mi vida así en este mundo por amor a Cristo, encuentro mi vida de nuevo renovada en Cristo y la salvo para Dios (Marcos 8, 35). Aun el ejemplo de este tipo de vida ayuda mucho a mis hermanos.


Cristo murió por mis pecados (1 Cor. 15, 3), porque me amó, librándome de ellos al servir mi sentencia por ellos para mí, haciéndome justo y santo cuando creo en él, invocando los méritos de su muerte por mí. Una vez salvo por mi fe en él y librado de mi culpabilidad, debo seguir su ejemplo y dar mi vida por mis hermanos, sirviéndoles en amor, como Cristo me sirvió en su amor por mí. Como él puso su vida por mí, yo pongo mi vida por mis hermanos.

 

Archives
» 2014-2015 Year B Spanish
» 2013-2014 Year A Spanish
» 2012-2013 Year C Spanish
» 2011-2012 Year B Spanish
» 2010-2011 Year A Spanish
» 2009-2010 Year C Spanish
» 2008 - 2009 Year B Spanish
To receive my current daily Biblical sermons by email
Subscribe to DailyBiblicalSermons Free:
Enter Your Email Below and Click Subscribe




See my books!

Desert Living

Desert Living

Desert Living

All books are available and searchable on Amazon and Kindle.

Daily Biblical Sermons
© Copyright 2007-2009 Rev. Steven Scherrer, www.DailyBiblicalSermons.com. All are welcome to use the materials on this site, either via spoken or written form. However, if used in written form or retransmitted via internet or email, please INCLUDE the above copyright indication. Thank you.